Aurora Boreal

Lunes, Dic 18th

Last updateJue, 14 Dic 2017 1pm

Home > Literatura > Poesía > Poesía de Octavio R. Arroyo

Poesía

Poesía de Octavio R. Arroyo

octavio ramirez 250Octavio R. Arroyo, (España-1956). Poeta, escritor, pintor, estudiante de filosfía. Colabora en diversas revistas y periódicos españoles desde 1974. 

 

 

Selección de poemas por el autor para Aurora Boreal®

 

 

 

 

 

 

 

AGUA Y FUEGO


O

( NUPCIAS DE AGUAY FUEGO )

 

1

 

ENCUENTRO

 

Nácar o plenilunio isleño
Espejuelo de senderos
Huellas que serpentinas
Nidos argentos reflejan
En los rincones oscuros.

Acontecer de la mies
Festividad de la Tierra
Explosiona su crisol
La Madre Naturaleza.
Vientre de fecundidad
Prodigando sus frutos
Miel rielan las palmas
Brota de sus entrañas
El preciado guarapo
Ambarinas támaras
y el fruto del mocán
desprendió su rama;
prodigio maternal.

Los granos de espigas
Ofrecen su sacrificio
Para anhelo de justicia;
Que es llamado hombre
Y volverá la simiente
Gloria en sus actos.

Los frutos del mar
Dilapidan sus arcas
De cangrejos granas
Canastillas de palma
Repletas de criaturas
Plateadas y doradas
Cuencos de burgados
Y exquisitas lapas
Participan del agasajo
En mudanza exaltada.

La savia de los rebaños
Se apetece más untuosa
Vivificante el agua
Capaz de lavar agravios
Porque es el Beñesmén
Reencuentro con la Tierra
Y menester ser festejado.

A orillas de la mar
Una mujer exorciza
A un recién nacido
Por el influjo solar
Y lunar magnetismo.

Una pareja se arrulla
Según sortean callaos
Escudriñan un hueco
Entregados a caricias
Y sellar así su unión
Donde no hay otra ley
Que el mismo corazón.

Un tropel de gomeros
Se encamina a la costa
Para recibir a los reyes
Llegan de isla del Fuego
Lugar del Padre Gigante
Portan cántaras de leche
Y elaborados tamarcos
Gánigos de miel de abejas
Los Menceyes de Adeje
Uno de los nueve reyes
De Tinerfe donde Echeyde
La Morada del dios Achamán.

Entre arcos de palmas
Y guirnaldas de flores
Entonan los cánticos
Se precipitan las danzas
Gozan dignos y plebes
La ofrenda a la Tierra.

 

2

 

INCENDIO

 

Vertidas son ofrendas
En el gánigo de la paz
Símbolo de fecundidad
Y la oquedad selló
Tremenda complacencia
Entre dioses y hombres.

Gerián el mago imploró
Hacia los cielos su canto
Ya reciben las súplicas
Y los signos propiciando
Halagüeños augurios .

Ardieron las hogueras
Y danzaron beldades
Se mecieron eufóricas
Entre cantos rítmicos
Ensueños de amores
Los aires enervan.

Destaca la prestancia
Del Mencey de Adeje
Reina la otra orilla
Donde mora Echeyde
Su poderoso fuego acallan
Las súplicas de los pueblos.

Le acompaña Jonay
Su hijo y mayor riqueza
¿Qué le ocurre a mi hijo
Que no prueba bocado ?
¿Acaso estos frutos
Acaso estas mieles
No son de su agrado?

Perdidos sus ojos
Contra su voluntad
Deseosos de anidar
En otra mirada.

¡ El mal de mi hijo
No es sino gloria
El hombre hallará
Mujer para su cobijo ¡

Ansiosos y ajenos
Acercan sus cuerpos
Escancian sus cuencos
Ya saborean néctares
Ya arden sus pechos.
Ausentes en su esfera
Gara y Jonay sueñan
Su amor creciente .

Las miradas aprueban
Denotada evidencia
Se suman en algaradas
Bendiciones paternas.
Emana fuego Jonay
Gara la mansedumbre
La rebeldía del agua.

Todos a coro acordes
Celebran festivos
La unión de la pareja
Suman nobleza y valor
Dignidad y belleza.

Se buscan sus manos
Inquietos los cuerpos
Avivan embelesos
Y una sombra lejana
Taciturna sobreviene
A la memoria de Gara
Un extraño presagio...

Junto a otras doncellas
La princesa acude
A los Chorros de Epina
Y consultar sus augurios.

Aguardaron deslizarse
La hora más oportuna
Poder contemplar
Su reflejo y fortuna .

La fuente ante ella
Reveló luz radiante
En su acuoso mercurio
Después encendida
Se trocó en sangre
Cerróse tan oscura
Cual noche sin estrellas .
¡ Ay amor qué importa
Viéndote frente a mí
Todo dolor confortas ¡

De pronto un ruedo eco
Hizo retumbar la isla
Los Menceyes de Echeyde
Y el reino de Agana cruzan
Espantadas miradas
Hacia el Padre Gigante
Humeante en discordia .

¿ Qué desveló su sueño?
¿ Qué despertó su ira?
Gerián predijo nefasto
Las nupcias de reinos
Fuego y Agua enemigos
Eternos e irreconciliables
La unión era contraria
A los propios elementos
O se desatarían prestos .

Alejados los amantes
Contra su pasión y ruina
Pareció que retornara
A su lugar la calma
Salvo dos corazones
Vorágine de volcanes
Su maremagno oleaje
De almas apasionadas .

Distanciados por la mar
Ese ardor tan próximo
¡ Cuáles son los caminos
Para medir el frenesí
De dos almas prendidas ¡
¡ Cómo enjaular la pasión
De juventud impulsiva ¡

Halla el agua su lecho
Y las brizna el fuego
Tiene el cernícalo cielo
Para planear y cernirse
Así Jonay encendido
Incendiado de amores
A la mar se lanza
Hinchando para auxilio
Entrañas animales
Asideros en la fatiga
Guiado por el ardor
De sus cálidas manos
Sus sinuosos hombros
Y exquisita cintura .

Como si sus manos
Le atrajeran hacia ella
Hacia la atisbada orilla
Que a Gara cobija .

 

3

 

NAUFRAGIO

 

¿ Era noche o aún día?
¿ Cómo mide el tiempo
Los abrazos eternos?

Supuso Gara sus besos
Batientes cual oleaje
Abruptos y serpentinos
Sus labios hasta el pecho
Aquella angustia insana
Aquel devorador fuego
Éxtasis ensimismado
Oh summum de ósculos
Locura o pasión suicida
Enajenación sublime
Ternura y exterminio
Converger de esencias
Fundidas conexas .

Creyó acaso Jonay
Que la fornida vara
Era don de Achamán
Si gloria o evasión
Ese dolor y zozobra
Infortunio tras júbilo
Hábitos prejuiciosos
Oponiéndose a su amor
Es humana desdicha
Contradecir a los cielos
Ninguna otra salida
Que huir a las cumbres
Contornos de su orbe
Descritos en lontananza
Enajenación y desgracia.

Por las batidas rocas
Rumor de holocausto
Ascienden sus figuras
Sortean roquedales
Huyen sus sombras
En destino trágico.

Mudas las pardelas
Dormidos los fayales
Retamas y laureles
Murmuran presagios
Elevan los alisios
Un lamento nupcial
Una queja desgarrada
Bramido espectral.

Salientes que tajan
La cúspide vencida;
Auxilio de náufragos
Allí donde los isleños
Envían a su dios preces
Y exponen sus ofrendas
Al cielo y la cima
Definitivo altar
Claman su desdicha.

Persecución criminal
Entre los suyos
¿ Por qué no diste
Padre Achamán
Sabiduría y luces
No equívocos temores
Al humano género?

Porque en el amor
Toda oscuridad es rota
Se disipan las sombras
Ante la flama que revela
Todo se torna entrega.

Jonay empuñó la vara
Que de apoyo sirviera
En la huida y escalada
Y clamó a los cielos
Enarbolando su ímpetu
Su designio era bronco
Y abisal como el mar.

Afiló la rama agitado
Convulso el nervio
La piedra tajó aguda
Su cometido lúgubre
Prestos y oscilantes
Sus fornidos brazos
La adorada mirada
Resignada e impotente
Amantes enajenados
Mirarse encadenado
Caudal de llanto
Torrente de besos
Ojos plenos cual el día
Luminosos y oferentes
Separados tan sólo
Por la vara ejecutora
Ante sus pechos.

Destruir la mentira
En abrazo infinito
Traspasados de amor
Desbordan sus cauces
Sangre y volcán
Agua y Fuego.

La princesa Gara
Manantial o rompiente
Brotando aflorada
Transmutable Gara
Del reino del Mulagua
Interpretó en la charca
Bañada de lunar influjo
Reunión de siete fuentes
De los riscos gomeros
Su despertar y su suerte
Su pasión y su muerte.

Él del reino del Fuego
Adorable lugar sagrado
Donde señorea Echeyde
Riente en la demencia
A dioses caprichosos
Legisladores ausentes
Se inmoló cual víctima
Infortunada y rebelde.

El rey de Mulagua
Su corte y el pueblo
Acecharon cada ladera
Ningún rincón ni matojo
Se libró de su cautela
Pero rayando el alba
Hallaron en la cumbre
Enlazados sus cuerpos.

Desde entonces el monte
Y aquellos aledaños
Recibieron sus nombres;
Gara-Jonay
-adopción aciaga-.

Gerián el mago alumbró
Musitó su ignorancia;
Fuego y Agua se subliman.

Los amantes fundidos
Mixturaron su esencia
Su vapor elocuente
Redime y da esperanza
Dos en una sola alma
Su pasión inmolan
Así el Amor vence
A mitos y creencias
Ajeno al caos humano
De divina procedencia.

Lluvia delicada horizontal
Desciende sobre los montes
Laureadas arboledas
Donde los dioses sueñan.

Octavio R. Arroyo
3 abril de 1990
Barcelona

 

Diccionario de terminología guanche

Mitología
Achamán o Abora o Alcorac dios principal de los aborígenes canariosdenominados guanches. Cuenta la leyenda que el dios de los Cielos Achamán encerró dentro del Teide al dios maléfico Guayota por haber secuestrado al dios de la luz y el sol,Magec.
Nombres propios guanches o patronímicos como Adeje, Gara , Jonay, Gerían,etc...
Ubicaciones o lugares : Mulagua es uno de los cuatro reinos en que se dividía la Gomera. Adeje es uno de los nueve reinos en que se dividió la isla de Tenerife al morir su rey o Mencey Tinerfe el Grande.
Echeyde o Teide el volcán que corona la isla de Tenerife. Emblema y tradición del archipiélago canario.
Los Chorros de Epina en la isla de la Gomera aún pueden ser visitados en Vallehermoso con sus tradicionales siete caños repletos de tradiciones costumbristas y leyendas.
Terminológicos
Beñesmen : Fiesta tradicional aborigen de las cosechas. Festival de unión de los pueblos .
Burgados son tradicionales caracoles marinos más bien llamado así el interior de su carne que hasta hace unos años consumían los canarios extrayendo de aquel su interior.
Gánigo : Recipiente de barro cocido utilizado en ceremonias y menesteres. La cerámica aborigen es símbolo de cultura desde el año 1.500 antes de Cristo. Innumerables son sus manifestaciones en todo el archipiélago.
Támara o tamara es el fruto de la phoenix canariensis o palmera autóctona de las Islas Canarias .

Guarapo es su tradicional miel de palmera .
Flora
Fayal . Mocán son algunas de las diversas especies autóctonas de la flora de las islas . La Laurisilva es particularmente una manifestación de las reservas de la naturaleza como patrimonio de la humanidad por ser reliquias milenarias.

 

Material enviado a Aurora Boreal® por Octavio R. Arroyo. Publicado en Aurora Boreal® con autorización de Octavio R. Arroyo. Foto Octavio R. Arroyo © Octavio R. Arroyo

Los amigos invisibles - próxima publicación

Sample image

AURORABOREAL® para los amantes del español.

ISSN 1903-8690  Versión digital.
ISSN 1902-5815   Versión impresa.

Aurora Boreal® es una marca registrada.
Aurora Boreal® no se hace responsable de las opiniones de nuestros colaboradores.

Aurora Boreal® la revista para los amantes del español que hacemos desde Dinamarca.

Aurora Boreal® es la plataforma digital de la Editorial Aurora Boreal®  CVR nr. 37034584